Este blog se visualiza mejor con... Chrome (V.20.0)

CSS3 Properties

lunes, 25 de julio de 2016

TENGO EN MÍ TODOS LOS SUEÑOS DEL MUNDO de Jorge Diaz.




Editorial: Plaza & Janés.
Fecha publicación: marzo, 2016
Precio: 21,90 €
Género: Narrativa.
Nª Páginas: 528
Edición: Tapa dura con sobrecubierta.
ISBN: 9788401016776
[Disponible en eBook;
puedes leer las primeras páginas aquí]


Autor

Jorge Díaz nació en Alicante en 1962. Es escritor, periodista y guionista de televisión. Ha participado en multitud de series de televisión como Hospital Central, Víctor Ros, El don de Alba, Cita a ciegas o Acacias 38, series con las que ha cosechado todos los grandes éxitos de la profesión, como el TP y el Ondas entre otros muchos. Tras un año sabático en Brasil, regresó con su primera novela bajo el brazo, Los números del elefante, que ahora recupera DeBolsillo. La justicia de los Errantes, en la que novelaba el viaje latinoamericano de los anarquistas españoles Francisco Ascaso y Buenaventura Durruti en los años veinte del pasado siglo, fue su primera incursión en el género histórico, a la que siguió Cartas a Palacio, ambientada en la desconocida Oficina Pro-Cautivos creada por Alfonso XIII durante la Gran Guerra.

Tengo en mí todos los sueños del mundo es su cuarta novela. 

Sinopsis

Gabriela sueña con Enriq, pero acaba de casarse con Nicolau, un hombre al que aún no conoce. Ni siquiera le han preguntado su opinión; entre su madre y el párroco han orquestado el matrimonio y entregado a Gabriela a un destino lejos de su hogar.

Giulio ha visto morir a todos sus compañeros  en el frente austrohúngaro y, si ha logrado sobrevivir, es tan sólo por la esperanza de regresar a su pueblo en la Toscana y estrechar de nuevo a Francesca entre sus brazos.

Raquel, por el contrario, ha conocido a muchos hombres, pero jamás ha estado enamorada. No es lo más conveniente para una artista de variedades como ella, que triunfa cada noche en el Japonés.

La afilada pluma de Gaspar en el Heraldo de Madrid hace temblar a los poderosos. Lo bueno de su viaje a Buenos Aires es que le alejará de sus enemigos por un tiempo y, quién sabe, una gran historia podría cruzarse en su camino...

La guerra ha dejado viuda a Sara que, harta de vivir el largo invierno ucraniano sorteando el hambre y los pogromos, ha decidido creer en las promesas de un atractivo judío llegado de Argentina. Para empezar una nueva vida, sólo tiene que dejar de creer a los agoreros que le advierten de que Max no es trigo limpio.

El capitán José Lotina es un auténtico lobo de mar, un enamorado de su trabajo que se siente más seguro a merced de las olas que en tierra firme. Pero la guerra ha conseguido que nadie se sienta a salvo y, por primera vez en su carrera, le abruma la responsabilidad de llevar a bordo del Príncipe de Asturias todos los sueños del mundo.

[Biografía y sinopsis tomadas directamente del ejemplar] 

************************************


Empecé a leer esta novela a finales de marzo con la vista puesta en la entrevista que tenía concertada con Jorge Díaz para el día 1 de abril, sin embargo no pude terminarla entonces pues, tras la entrevista, tuve que dejarla apartada para atender otros requerimientos. Desde esas fechas la idea de sentarme a terminar de leerla no dejaba de rondarme y la ocasión se ha presentado durante este mes de julio.

Tengo en mí todos los sueños del mundo es una novela coral que se disfruta mucho. Tanto es así que, aunque tenía casi la mitad de la novela leída, empecé de nuevo por el capítulo uno y no me ha pesado en absoluto. Como podéis ver en la sinopsis son múltiples los personajes que pululan por las páginas de esta novela, y todavía habrá otros tantos que no se mencionan en la síntesis. Pero, para no alargarme mucho con el argumento, os diré que todos los personajes proceden de puntos dispares y de un sector de la sociedad distinta pero todos tendrán un destino común, el puerto de Barcelona y el vapor de lujo Príncipe de Asturias que los conducirá hacia una nueva vida.

Algo que no se menciona en la sinopsis es el lapso temporal en el que se desarrollan los múltiples hechos. La novela arranca a finales de 1915, cuando a la mallorquina Gabriela Roselló le comunican que tiene que casarse con un hombre mayor que ella y marcharse a vivir a Buenos Aires. Cuando el capitán José Lotina está llegando con su barco a Cádiz tras un viaje transoceánico. Cuando Paula Amaral, la camarera de un buque se está recuperando de una operación de apendicitis y toma la decisión de cambiar de vida. Cuando Raquel, la cupletista del Japonés, presiente que su buena suerte se acaba y en breve será suplantada como primera artista por una muchacha más joven. Cuando Sara, la judía ucraniana, intenta encontrar marido gracias a la shadjente, la casamentera, y salir de una vida llena de frío y hambre. Cuando el periodista Gaspar Medina, temiendo por su vida tras recibir varios avisos de amenazas, solicita a su periódico que lo envíe lejos de España. Cuando el italiano Giulio Bovenzi se encuentra en las trincheras y recibe una carta de sus padres comunicándole que su prometida Francesca se va a casar con otro. Cuando Nicolau Estévez, el futuro y rico esposo de Gabriela que vive en Argentina, se mete en turbios negocios con Meishe Benjamín, uno de los cabecillas de la Varsovia, una organización que traía mujeres de Europa del Este con falsas promesas para prostituirlas en Argentina o Brasil. O cuando el diplomático Eduardo Sagarmín recibe el encargo por parte del rey Alfonso XIII de acompañar unas estatuas que el gobierno español regala a Argentina. 



Durante unos meses sabremos de la vida de todos y cada uno de estos personajes, conoceremos cuáles son los motivos que los impulsa a abandonar España para establecerse en Argentina y los acompañaremos hasta Barcelona porque, todos, de un modo o de otro, con pasaje legal o como polizón embarcarán en el Príncipe de Asturias, un vapor de lujo de la naviera gaditana Pinillos que naufragó el 5 de marzo de 1916 frente a las costas de Brasil. Existen diversas teorías sobre el hundimiento y todas ellas se recogen someramente en la novela aunque uno de los motivos que se alegan es la presencia de unas estatuas malditas que viajaban en la bodega del barco. Se trataba de unas esculturas que el gobierno español quería regalar a Argentina para conmemorar el centenario de la república pero infinidad de contratiempos se produjeron que hicieron pensar que sobre aquellas tallas recaía una maldición.

En cualquier caso, Tengo en mí todos los sueños del mundo no es una novela que verse sobre el naufragio propiamente. Realmente, y aunque se dan suficientes detalles sobre el vapor, su construcción, sus interiores, las escalas que realizó, el trayecto en sí y su hundimiento, esta novela tiene como epicentro los sueños de sus personajes, esas ilusiones que casi se convierten en necesidad, por emprender una nueva vida y empezar de cero.  Pero, como un añadido, el autor nos permite hacer un recorrido por la sociedad de la época, por las costumbres, no solo españoles sino también de otros puntos más allá de nuestras fronteras y lo más importante, dibujar a España dentro del conflicto bélico que se estaba gestando.

Con tantos personajes y a los que les ocurren tantísimas cosas, felices o desdichadas, tal que la vida misma, el lector difícilmente se aburrirá. Entre todos los hombres y mujeres que asoman por estas páginas, sin duda me quedo con los personajes femeninos. Por ejemplo, Gabriela me ha gustado mucho. Creo que se trata de una joven encerrada en un cuerpo de mujer con poco margen de maniobra. Su destino está más que definido por terceras personas, algo que a ella le cuesta aceptar. No deja de ser una joven romántica que cree que la vida es de color de rosa pero verá como esas tonalidades se tornan gris oscuro cuando la familia pretende mejorar su economía casándola con quién ella no quiere. 

Raquel también es una mujer fascinante. A sus treinta años sabe que aquel sueño que tenía de hacerse famosa como cantante ha quedado en el olvido. Ahora solo aspira a encontrar a un hombre, aunque sea casado, que la mantenga mientras ella pasa las noches cantando tonadas picantes en una sala de variedades. Pero la vida le ofrece una segunda oportunidad y no está dispuesta a dejarla marchar. Con pies de plomo verá en otro de los personajes su posible salvación.

Y por encima de estas, Sara, la judía ucraniana, la que espera salir de su pueblo lleno de miserias, me ha conquistado. Creo que es el personaje más soñador de toda la novela. Me ha parecido una joven muy inteligente que sabe qué teclas tocar para evitar un futuro al que no quiere mirar de frente. Con una meta clara en la mente, hará todo lo posible por salirse con la suya pero la vamos a ver tan vulnerable, tan ingenua, que inevitablemente sentiremos lástima y compasión por ella. Nosotros sabemos cuál va a ser su destino y es posible que sus sueños no se cumplan.  

Y alrededor de todos estos personajes tan principales, algunos tan reales como el propio José Lotina o el mosén Josep Pastor, giran otros tantos con mayor o menor importancia, como por ejemplo Roberto y Susan, los amigos de Raquel, Max Scholomo, el individuo del que Sara se enamora, Mercedes la patrona de Gaspar Medina o Neus Moya, la ex de Nicolau, una mujer que me ha gustado especialmente porque es capaz de invertir la situación que vive y sacarle el máximo partido. Si todos ellos llegarán a cumplir su sueño o no es algo que tendrás que averiguar con la lectura. De entrada, ya sabes que el barco en el que viajaban naufragó pero, ¿salvaron la vida? ¿Qué fue de ellos?

domingo, 24 de julio de 2016

JUNIO... ¡DE UN VISTAZO! (#6/2016).

A estas alturas aún no os he contado qué tal fue el mes de junio en el blog y como tarde mucho más, casi que voy a tener que hacer balance de julio, así que no lo demoro más.

Si meteorológicamente el mes de junio se portó bastante bien, he de decir que literariamente también fue un mes mucho más suave. La afluencia de envíos, entrevistas y eventos disminuyó un tanto, algo que entra dentro de la lógica cuando el verano se aproxima, pero paso a contaros con detalle. Allá vamos. 



[Para conocer la sinopsis de los libros expuestos 
solo tienes que clicar en cada título o en los enlaces a las reseñas]


Los comprados

Dado que Federico Axat y su última novela, La última salida, está teniendo tan buenas críticas, no tuve que mirar mucho la revista del Círculo de Lectores, así que esta novela ha constituido mi pedido del mes. Aún lo tengo precintado y no he podido determinar todavía una fecha para su lectura. Espero que sea muy pronto. 


Los recibidos

En esta ocasión, los libros que han llegado a casa han sido bastantes menos pero igualmente interesante




Desde Algaida Editores recibí los dos galardonados en los Premios Logroño de Novela. Un secuestro raro de Tania Padilla se alzó con el galardón en la categoría juvenil. Tuve el placer de entrevista a su autora, como os comentaré más adelante. Y en la categoría senior, Manuel Rico fue el ganador con Un extraño viajero.





La amabilidad de la editorial Anantes no tiene nombre, en su nombre y por intermediación de su autor, recibí en casa Oblicuidades de José de María Romero Barea y poco después me llegaron otros tres libros más de los que ya he leído muy buenas opiniones, por un lado, Acuario de peces rojos de Carmen de la Rosa - deseando ponerme con él porque siempre disfruto de los libros de Carmen-, Tras la guarida de Rafael García Maldonado y El rasgo suplementario de Ignacio Arrabal. Creo que son unas novelas estupendas para leer ahora en verano pues son de corta extensión y resultan muy idóneas para los viajes. 





Para el mes de julio había pocas entrevistas previstas, así pues solo me llegó un libro, una novela que me consta que está gustando una barbaridad. Se trata de Mar abierta de María Gudín (Grijalbo), con ella tuve el placer de sentarme a hablar de su novela y os di cuenta de aquel encuentro el pasado jueves.

Los ganados

Ni tiempo he tenido casi para apuntarme a los sorteos, así que obviamente la suerte no ha llamado a mi puerta en junio.


viernes, 22 de julio de 2016

EL BLUES DE LA PERPLEJIDAD de Reyes Aguilar Caro.



Editorial: Ediciones Alfar. 
Fecha publicación: marzo, 2016
Precio:16,00 €
Género: Narrativa.
Nª Páginas: 334
Edición: Tapa blanda.
ISBN: 978-84-7898-660-6
[Disponible en eBook]



Autora

Reyes Aguilar Caro (Sevilla, 1969). Es autora de las novelas El juego del hombre Invisible, El Manquepierda, una filosofía de vida y la preliminar de Oselito y el Betis, de Andrés Martínez de León.

Estudiante cuando la tardanza hace a la dicha buena de Filología Hispánica en la Universidad de Sevilla y columnista de El Correo de Andalucía, desde donde cada semana se asoma a la opinión en su azotea, un lugar soñado y real donde habitúa a tender sus sueños con alfileres de palabras.

Observadora con gafas de lejos, ciclista urbana, melómana eléctrica y bloguera.

Sinopsis

Lola es una psicóloga vecina de un barrio humilde de la periferia sevillana que trabaja en sus tesis doctoral sobre el carácter del sur, tan alejado de esquemas técnicos.

Acude a la Hemeroteca cada día, con su bici, la cual amarra en la puerta de un bar, que sin saberlo, le abrirá las puertas de ella misma. Cuando más perdida está, en plena crisis existencial y académica, un emparedado de chorizo picante le facilitará la razón de ser como especialista en descifrar la mente humana.

La barra del bar El Gorrión se convertirá en la razón a lo que no encuentra sentido, con la ayuda de su dueño, Pedro, antiguo guitarrista de un grupo que desde una foto en blanco y negro se asoma a su distinguida clientela, todos dueños de vidas tan diferentes, y al mismo tiempo, tan iguales. Un escayolista catedrático de la calle experto en sevillanía; un librero melómano y observador que solo se centra en las avellanas y en las conversaciones ajenas; un seductor a las sevillanas maneras y olor a Varon Dandy, probador de zapatos profesional y observador de piernas; una panadera, simpática y sola, de ojos vivos y cama vacía; un comunista serio que con dos tintos se vuelve alegre y se emociona hablando de su Macarena; y Pachi, el alma mater del grupo, guitarrista internacional y guadianesco que sabe qué se esconde tras la música.

Tras esa foto en blanco y negro de aquellos cuatro músicos que formaron el grupo Los Replays transcurre una historia que traslada a Lola a una época que por edad no conoció pero que le cambiará la vida, así como la confirmacióin de que el verdadero psicólogo es quien se encuentra tras la barra de un bar.

Una regresión a la Sevilla política y musical de los años sesenta, por donde sus protagonistas enseñan a una psicóloga a serlo y sobre todo, a doctorarse en ella misma.

[Biografía y sinopsis tomadas directamente del ejemplar]



************************************

En esta vida cada uno tiene que encontrarse a sí mismo, dejar que nuestro cuerpo y nuestra mente nos hable, identificar aquello que nos hace feliz o lo que nos incomoda en nuestro día a día, hallar el equilibrio, conocerse y quererse, así como aceptarse. Todo esto que en principio puede parecer una utopía, un conjunto de metas inalcanzables, frases vacías o pura teoría tiene mucho sentido en la nueva novela de Reyes Aguilar Caro a la que ha titulado El blues de la perplejidad. ¿Y por qué un título tan peculiar? La respuesta debes encontrarla entre las algo más de trescientas páginas de la novela pero te puedo adelantar que sonará mucho blues, alternándose con otros estilos musicales, mientras la perplejidad terminará por conducirnos a la certeza. 

El blues de la perplejidad narra una reconciliación pero no una cualquiera. La joven Lola está licenciada en psicología y lleva un año embarcada en la preparación de su tesis doctoral que versará sobre cómo los andaluces, gracias a su carácter, son capaces de hacer frente a las adversidades o como ella la ha titulado «Investigación aplicada en ciencias del comportamiento». Si menciono la palabra reconciliación no quisiera inducirte a pensar que se trata de una novela de amor, esas novelas en las que hay corazones rotos y sanaciones posteriores. Amor habrá en este blues, claro que sí, pero también otras muchas cosas, y entre ellas, como digo, una reconciliación, la que experimenta Lola consigo misma, la que tiene que ver con nuestro yo interior, con nuestra aceptación.


En El blues de la perplejidad conoceremos inicialmente a una Lola perdida, una mujer que no termina de encontrar su hueco, ni sabe qué es lo que quiere. Su tesis doctoral la engulle cada día más, incapaz de encontrar el rumbo porque ni siquiera tiene brújula para el terreno personal. No obstante, la vida a veces nos echa un cable y cuando más desorientados estamos, surge alguien de la nada que nos tomará de la mano para guiarnos. Esto es lo que le ocurrirá a Lola, solo que ella no tendrá únicamente una mano a la que asirse sino muchas más, todas las que encuentra en el bar  El Gorrión, una de esas tascas sevillanas con serrín en el suelo y fotografías antiguas en las paredes, donde se reúnen un nutrido elenco de personajes, dispares y carismáticos, que casi constituyen una familia. En ese bar, en el que Lola se refugia cada vez que la atmósfera de la Hemeroteca municipal donde prepara su tesis la agobia, encontrará la verdadera psicología, aquella que no se imparte en las aulas universitarias. Recibirá de la  mano de esos parroquianos, catedráticos en experiencias vitales, las lecciones más importantes y lo que será aún mejor, la brújula, el norte, el rumbo,... no solo para su tesis sino también para su propia vida.

Pero no penséis que El blues de la perplejidad tiene como única protagonista a esta joven desubicada. ECada uno de los asiduos del bar Gorrión será  puntal importante en la novela. mpezando por Pedro, el dueño de la tasca, chipionero de nacimiento pero «sevillanizado que es algo que ocurre mucho a la inversa».  Pedro vive solo con su perro y sus recuerdos, los de juventud y los del algún amor quebrado. Tras su barra de aluminio no solo sirve cervezas frías al personal sino también consejos. Como buen tabernero, casi hace las veces de confesor mientras friega los vasos de Duralex

A contar sus pecados y a tratar de entender la vida acude cada día al bar los personajes más pintorescos de toda Sevilla. Albero, el más sevillano de todos, que lo mismo te habla de la última faena del torero más puntero en la Maestranza, que de Semana Santa o de esos barrios de calles estrechas y olor a antiguas culturas. Y allí acudirá también Rafa, un librero y melómano, quizá el más retraído de todos ellos pero que posee un templo para las almas desmadejadas, la librería Ocnos. La panadera Trini paseará sus ojos de enamorada entre la concurrencia intentando localizar al que la hace suspirar. Mientras que Julián, el dependiente de calzados, ese galán de chaqueta sobre los hombros y aroma a Varon Dandy paseará palmito seduciendo a toda hembra que se le cruce. Y no nos podemos olvidar de Fermín, al que le gusta hablar de política, republicano convencido, comunista que vive de espaldas a la iglesia pero a la Semana Santa y a su Macarena que nadie la toque. Y por último Pachi, un guitarrista de recorrido internacional, que aparece y desaparece como los ojos del Guadiana pero que tendrá un peso específico en la novela.

jueves, 21 de julio de 2016

ENTREVISTA a MARÍA GUDÍN (Mar abierta).

Autora

María Gudín (Oviedo, 1962) se dio a conocer con enorme éxito a los lectores gracias a su primera novela, La reina sin nombre (2006), ambientada en la España goda del siglo VI, a la que siguieron Hijos de un rey godo (2009) y El astro nocturno (2011). Desde entonces ha estado inmersa en la escritura de Mar abierta, donde muestra una vez más su gran sensibilidad para crear personajes que cobran vida más allá de las páginas y su destreza para trasladarnos a otras épocas.

Es médico especialista en neurología y, desde 1992, reside en Ciudad Real, en cuyo Hospital General trabaja. También imparte clases en la universidad. El tiempo que le queda libre lo consagra a leer y escribir.

www.mariagudin.es

Sinopsis

Hace dos años que Catalina Montemayor y Oquendo llegó a la alegre y luminosa ciudad colonial de Santo Domingo reclamada por su tío, oidor decano y gobernador interino de isla Española, que la salvó del horror de un pasado del cual la joven no ha querido hablar. Ignora que, no muy lejos de allí, un pirata surca las destellantes aguas turquesas del mar Caribe atormentado, como ella, por el peso de los recuerdos.

Con una prosa cautivadora y un ritmo imparable, Mar abierta nos sumerge en la apasionante historia de dos niños que prometieron estar juntos para siempre, en una mansión llena de pasadizos y secretos en la Inglaterra de Carlos I Estuardo, en una guerra cruenta que dividió un país y sus familias, y en un Caribe infestado de bucaneros y corsarios donde algunos hombres no olvidaban lo que significaba el honor.

Una apasionante novela de aventuras que subyuga por un misterio que, poco a poco, va desvelándose y por unos personajes capaces de encontrar en sí mismos la fuerza para superar todas las adversidades.


[Biografía y sinopsis tomadas directamente del ejemplar]

************************************

Con María Gudín y su Mar abierta pongo fin a la temporada de entrevistas hasta después del verano. El cierre, con esta novela de preciosa cubierta e interesante sinopsis, no puede ser mejor. Su autora vino a Sevilla, para presentar la historia de Len y Piers, dos jóvenes de origen diferente pero que vivirán una historia intensa. En el momento de la entrevista, aún no tenía el libro terminado pero lo poquito que llevaba leído era suficiente para determinar que la novela me gustaba. 

Con María hablamos de personajes, localizaciones, procesos creativos y una época en la que España poseía importantes colonias. Esto es lo que nos contó.


Marisa G.- María, Mar abierta es tu cuarta novela pero creo que las tres anteriores formaban parte de una trilogía, ¿no?

María G.- Sí, era una trilogía aunque la primera y la segunda tenían su cierre propio. La tercera es la historia de la conquista de España por los musulmanes, una historia muy impresionante. 

M.G.- Entre esas novelas y esta otra hay un salto temporal importante.

María G.- Mil años nada menos.

M.G.- Creo que te he leído decir que de las novelas anteriores hay poca documentación mientras que de los años en los que transcurre Mar abierta hay mucha más y sin embargo, te ha costado mucho más escribir esta novela que las otras. Fíjate que yo pensaba que sería al revés.




María G.- No, porque tienes que controlarlo todo y dominarlo todo. Hay que tener mucho cuidado con lo que escribes y saber lo que pasa día a día. 

La época visigoda era una gozada porque me lo podía inventar casi todo hasta el punto de que casi se puede decir que son novelas fantásticas. Sin embargo, Mar abierta es una novela muy psicológica y muy realista. Esta novela me ha costado muchísimo porque son cinco años de trabajar un montón controlándolo todo y no solo yo sino también el personal de la editorial. Grijalbo, que es muy buena editorial, han estado controlando todas las fechas. La labor de la editorial ha sido inmensa también.

Mar abierta es una novela psicológica, no es una novela de piratas, histórica o de aventuras, que también lo es pero pesa más la psicología de los personajes, de Len y Piers, que son muy distintas. La primera parte la narra Len y la segunda Piers, cada uno cuenta las cosas desde su punto de vista. Tuvimos que trabajar mucho para que no se repitieran datos de una parte en otra porque en realidad están contando los dos la misma historia. 

M.G.- En Mar abierta hay dos familias. Len pertenece a una de origen español, los Oquendo, y luego Piers pertenece a una familia inglesa. Además de ser una novela psicológica, ¿se podía hablar de una saga familiar? Al fin y al cabo casi todos están emparentados.

María G.- Sí, también podría ser lo que pasa es que la historia empieza y acaba con ellos. Ellos son los protagonistas centrales aunque luego también aparezcan los padres de ambos, los tíos,...otros miembros de su familia.

M.G.- De todos modos, es cierto que hay amor, aventuras, corsarios pero también hay misterio, ¿verdad?

María G.- Hay muchos misterios a lo largo de la trama pero mejor no te desvelo nada para que los lectores lo descubran por sí mismos. Hasta el final no se aclaran todas las incógnitas para así poder mantener la ilusión y el suspense del lector.

M.G.- ¿Cómo se te ocurre escribir esta historia, remontarte a esta época y hablar de las colonias?

María G.- En mi página web los lectores de tu blog pueden encontrar el discurso que dí para la Asociación de Autores Manchegos, La creatividad literaria. Esfuerzo e inspiración. En ese discurso explico que mi forma de inventarme las historias es a través de los paisajes o de la psicología humana. Cuando empiezo a escribir nunca conozco el final, cosa que no todos los autores hacen. Estuve con Lorenzo Silva hace poco y él me comentaba que sabe quién es el asesino desde el principio. Para mí, si tengo una historia muy bien organizada en mi mente fuerzo cosas. Prefiero dejar a los personajes que se expresen y tomen sus decisiones. 

Al final de la novela hay un apéndice que se llama Ficción y Realidad. Ahí cuento cómo se hizo la novela. Es una sección que se puede leer incluso antes de la novela porque no desvela nada.

M.G.- Pero escribir así, sin tener los cabos atados, es más arriesgado para los novelistas, ¿no? Lo digo por aquello de los bloqueos o las encrucijadas.

María G.- Mira yo pienso que las novelas están en el fondo de la mente del escritor, lo que tienes que hacer es sacarlas. Si dejas fluir la historia, al final acaba saliendo. No sé explicártelo mejor pero creo que es así. Creo que prima más la intuición que lo racional. Para escribir tienes que estar desinhibido y dejar salir lo que tienes dentro.

M.G.- Tu novela habla de los Oquendo, una familia real de marinos vascos pero dentro de esa familia real haces nacer a personajes ficticios.

María G.- Exacto, que además son los que llevan el peso de la novela. Hay que tener cuidado al elegir a un personaje que existió realmente porque, ¿y si no fue como tú lo construyes? Por eso me gusta que el personaje principal sea ficticio, para poder hacer lo que quiera con él. 

Los Oquendo eran muy importantes. El primero que es D. Miguel de Oquendo era un pescador en San Sebastián. Con quince años se montó en un barco y llegó aquí a Sevilla para enrolarse en la guerra de Indias. A partir del contrabando, se hizo millonario y consiguió una flota en el Cantábrico que luego Felipe II la requisa y lo nombra Capitán General de la Escuadra de Guipúzcoa. Más tarde fue la mano derecha de Medina Sidonia en la Armada Invencible. 

miércoles, 20 de julio de 2016

CORTOMETRAJES V.

Ya hace mucho tiempo que no traigo cortometrajes de animación al blog y en época estival es habitual que proliferen las películas infantiles, siendo muchas de ellas de este género. En su día os hablé de algunos de la fábrica Pixar pero hay otras productoras o escuelas que también se lanzan al mundo de la animación y suelen presentar sus trabajos en festivales diversos.

Durante los últimos meses he estado visionando algunos cortometrajes y hoy os traigo una selección, entre los que vais a encontrar historias con mensajes situaciones divertidas u otras realmente tristes. Vamos a ello.



A lonely sun story (2014). Dos jóvenes desconocidos -Óscar y Linda- han entablado amistad a través de la red. Óscar es un fanático de los extraterrestres. Su cuarto está lleno de maquetas de naves espaciales y de revistas de misterio. Por su parte, Linda solo busca en la red alguien que le haga compañía. Su familia se cae a pedazos pues sus padres no hacen más que discutir. Un día no lo soporta más y decide huir de casa pero su huida se verá afectada por un extraño fenómeno en el exterior y por la presencia de un desconocido con el que entabla amistad.

A lonely sun story es un corto con un toque de fantasía y casi de ciencia ficción que quiere resaltar el valor de la amistad, el amor y la certeza de que siempre hay alguien a tu lado para luchar contra la soledad y la adversidad. Como tema está bien pero no sorprende y sus personajes tampoco tienen gran carisma aunque la chica va de dura e independiente. A mí me ha dejado más bien indiferente y en nada han contribuido que las voces de Óscar y Linda corran a cargo de Mario Casas y María Valverde, dos actores jóvenes para dos personajes jóvenes, a los que además parece que han prestado algunos aspectos de su físico. Hay mucha cursilería en los diálogos.

Lo más destacable del corto es la mezcla entre animación y realidad en los minutos finales. Poco más. Aunque no es una obra maestra se deja ver. 

Duración: 10'
Productora: Forma Animada / Scope Producciones
País: España.
Making of aquí





[Trailer]




* El vendedor de humo (2012). La estética de este corto me recuerda mucho a Ratatouille, concretamente a mí la anciana me ha recordado al malvado chef pero, por supuesto, la temática es muy diferente. En este caso un mago llega a una pequeña aldea en la que no le presta atención ni las sombras. Tras convertir una pequeña rama en un avión, la gente empieza a fijarse en él y todo el mundo quiere ver cumplidos sus sueños pero ¡ay!, empieza a llover y... Ahí lo dejo.

Sin diálogo, tan solo algunos sonidos emitidos por los personajes en señal de asentimiento o disgusto, El vendedor de humo comienza con poca fuerza pero va ganando interés para llegar a un desenlace que me arrancó una carcajada. La verdad es que el concepto, la idea en general, me ha parecido muy original y el toque final está bastante conseguido.  Me ha gustado.

Duración: 7'
Productora: Primer Frame. 
Premios: Mejor Corto de Animación (Goya, 2012) 
País: España.

Lo puedes ver íntegro en Youtube.






* Friendsheep (2010). Cuando comencé a ver este corto me eché las manos a la cabeza pensando en la situación tan tonta que presentaba pero luego confieso que empecé a reírme por lo absurdo que era todo. Resulta que un triste lobo trabaja como limpiacristales. Tiene ante sí la enorme tarea de limpiar todo los cristales de un edificio de oficinas y limpiando, limpiando llega a una planta en la que solo trabajan ovejas. La boca se le hace agua y enseguida deja su puesto para solicitar un trabajo en dicha empresa. Falseando su curriculum consigue entrar a trabajar entre tanta oveja, un sueño hecho realidad. Se va a poner las botas, no va a quedar ni una viva, pero... ¡descubre un manjar mejor! La pena es que todo termina por torcerse.

Realmente la historia me parece un poco tonta pero tiene algunos toques simpáticos cuando entendemos que no podemos engañar a nuestra naturaleza y que resulta muy complicado luchar contra nuestro instinto. El lobo tiene buenas intenciones pero qué queréis, no deja de ser un lobo.


Duración: 7'
Productora: Primer Frame. 
País: España.


Lo puedes ver íntegro en Youtube.





Dejo los dos mejores para el final. Uno tremendamente divertido y el otro realmente triste.


* Orgullo flamenco (2011) es absolutamente hilarante. Nos presenta una colonia de flamencos rosas homosexuales dispuestos a celebrar el Día del Orgullo Gay. Ataviados con sus mejores galas, indumentarias todas de lo más llamativo, van a pasar un día de fiesta. Están que se salen salvo uno de ellos, el protagonista de este corto, otro flamenco rosa pero heterosexual. El pobre no encaja en el ambiente que le rodea y todo su afán es encontrar compañera, así que indaga por lo territorios cercanos y descubre una zona más tranquila y relajada donde cigüeñas, patos, garzas,... familias en armonía que cuidan de sus crías. Nuestro flamenco se acerca tímidamente con ganas de cortejo pero es rechazado. En su soledad, encuentra la manera de hacer que los demás dejen de verlo como un alocado flamenco rosa e idea un plan pero... 

Es un cortometraje divertidísimo que cuenta la historia del que es distinto, del que no encaja, pero enfocado desde otro ángulo. Aquí lo normal es ser homosexual, el raro será el hetero. Hay mucho humor y cariño en el tratamiento de la homosexualidad y resulta desternillante ver a los flamencos rosas ataviados con las prendas más estrambóticas para celebrar el Día del Orgullo Gay. Lo dicho, muy divertido.

Duración: 6'
Productora: Talking Animals.
País: Alemania.


Lo puedes ver íntegro en Youtube.

 



* La pequeña cerillera (2006). Es una adaptación del cuento de Hans Christian Andersen que si no lo conocéis, narra la historia de una niña pequeña que intenta vender unas cerillas durante una gélida noche de invierno. La pequeña cerillera hará frente a la indiferencia de los transeúntes, al frío, a la nieve, a la soledad, al hambre,... Cansada se sienta en un rincón de una calle apartada donde se dejará envolver por los sueños.

Este corto, con un final muy triste, es una preciosidad que recuerda muchísimo a las películas de animación clásica pues clásico es el cuento y clásica también es la banda sonora a cargo de Alexander Borodin - Cuarteto de cuerda nº 2, tercer movimiento - Nocturmo (Andante). No hay diálogo de ningún tipo y toda nuestra atención se centrará en el sufrimiento de la pequeña, siempre rodeada de tonos grises y fríos excepto cuando sueña. Una delicia que os emocionará sin duda.


Duración: 6'
Productora: Walt Disney.
País: Estados Unidos.


Lo puedes ver íntegro en Youtube, aunque la versión que os dejo no es la original pues la música ha sido modificada.




Bueno pues lo dejo aquí. Sigo descubriendo cortometrajes que merecen la pena ver. Son pequeñas piezas que, en ocasiones, derrochan mucho ingenio. A mí es un género que siempre me gusta ver y espero que también vosotros os animéis a darles una oportunidad, especialmente si os gusta el cine. 

Nos leemos.


[Algunas ilustraciones e imágenes tomadas de Google]
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...