Este blog se visualiza mejor con... Chrome (V.20.0)

CSS3 Properties

miércoles, 29 de enero de 2014

EVA AL DESNUDO (DRAMA - 1950)


Año: 1950

Nacionalidad: EE.UU

Título original: All about Eve.

Director: Joseph L. Mankiewicz.

Reparto: Bette Davis, Anne Baxter, George Sanders, Celeste Holm, Gary Merrill, Hugh Marlowe, Gregory Ratoff, Barbara Rates, Marilyn Monroe, Thelma Ritter.

Premios: Óscars (1950) 6 estatuillas entre los que figura a la Mejor Película, Mejor Director, Mejor Guión Original, de las 14 nominaciones que obtuvo. 

Sinopsis: Una joven, que aspira a convertirse en actriz y triunfar en los escenarios, se las ingenia para introducirse en un grupo de actores de teatro y hacerse amiga y confidente de una famosa y veterana actriz. El deseo de actuar y los celos la consumen hasta el punto de traicionar a sus compañeros en su escalada hacia el éxito. Ella halaga, atrae, seduce, pero también pisotea a todo el que se cruza en su camino: escritores, directores, productores,... Sólo un inteligente crítico teatral adivina lo que se esconde tras su dulce apariencia, sólo él es capaz de ver a "Eva al desnudo".

[Información facilitada por Filmaffinity.com]


–—˜™–—˜™–—˜™–—˜™–—˜™–—˜™–—


Siempre me gustó traer a este rincón alguna película clásica. Durante el año 2013 ya os hablé de algunas pero me he propuesto hacerlo con más regularidad durante este año. Intentaré traer películas que para mí suponen un imprescindible, con el propósito de rescatar de las viejas arcas todos aquellos largometrajes que jamás deberían caer en el olvido. Así pues, enero y este año 2014 se estrena a lo grande con el largometraje que os traigo hoy, Eva al desnudo.

La sinopsis de esta película se podría perfectamente extrapolar a nuestros días, pues está llena de celos, envidias, ambiciones,... Todos esos componentes del ser humano que, a pesar del paso del tiempo, seguimos manteniendo.

Margo Channing (Bette Davis) es una gran actriz de teatro. Ha cosechado muchísimo éxito a lo largo de los años, hasta el punto de ser la actriz con la que todo director, autor y productor teatral sueña trabajar. Cada estreno, cada representación tiene una gran acogida entre el público y la crítica pero la fama y el éxito la convierten a veces en una niña caprichosa y consentida. Además, Margo siente el peso de los años sobre su espalda. Ha cumplido los 40 y sabe que ya no encaja tan bien en los papeles de jovencita. En el fondo, tiene miedo. Miedo a que, cuando su llama se apague, se quede sola y todo el mundo la olvide.

Sus amigos, Lloyd Richards (Hugh Marlowe) - autor teatral-, su esposa Karen (Celeste Holm) y su novio Bill Simpson (Gary Merrill) -director escénico- son su gran punto de apoyo. Ellos la entienden, aunque a veces se gane alguna que otra regañina, pero la adoran y siempre están a su lado.



Y para adorarla también están sus admiradores aunque Margo, con ese carácter tan mezquino que adopta, solo los considera cazadores de autógrafos. Sin embargo, entre todos ellos destaca uno. Una joven soñadora, ferviente admiradora de Margo, a la que idolatra y sigue por todo el país, de representación en representación. Eva Harrington (Anne Baxter) es una muchacha de Wisconsin, inocente, simple y sencilla. No tiene familia pues su marido Eddie falleció en la guerra, y ahora se siente sola y desvalida. Su única ilusión es el teatro y su admiración por Margo Channing lo es todo. Por casualidades de la vida llega a conocer a su actriz adorada y tanto Margo, como Lloyd, Karen, Bill,... se compadecen de la muchacha y la acogen en el grupo.

Eva, la inocente, la buena, la perfecta secretaria y amiga, la eficiente, la leal Eva, la bondadosa, la mosquita muerta,... se va ganando poco a poco a todo su entorno pero no es posible tanta humildad, tanta entrega desinteresada. Eva esconde algo y a cada minuto de metraje iremos viendo su verdadera identidad. Sus pasos la conducen hacia luz y los más cercanos a ella verán su auténtica cara. Tan solo dos personas la calaron desde el primer momento, Birdie (Thelma Ritter), la doncella de Margo y la que aporta un toque humorístico pues no teme decirle a la actriz todo lo que piensa sin pelos en la lengua- y el crítico teatral Addison DeWitt (George Sanders).

Su final es perfecto. No cabría otro igual para reflejar que el que la hace la paga, la tan deseada justicia poética, a Dios lo que es de Dios y al César lo que es del César. Tanto es así que una memorable escena final da paso a los créditos mientras el espectador sonríe con sorna mientras se dice a sí mismo: «¡Ahí, lo llevas querida Eva!» 

Eva al desnudo es un largometraje lleno de inquina, de envidia, de incredulidad, de falsa modestia, de fingido respeto, de lágrimas de cocodrilo, de chantajes, de intereses personales, de falta de escrúpulos, de mentiras, de sarcasmo, de ironía, de ambición desmedida. Una película con mayúsculas que combina todo esos elementos con un argumento redondo y un reparto estelar. 

La película está narrada de forma brillante. Comienza con la ceremonia de la entrega de los premios de teatro Sarah Siddons, a la que asiste todos los actores, actrices, productores, directores, autores,... y por supuesto Margo y Eva. A partir de ahí, la voz en off de Addison Dewitt y la de Karen Richards nos retrotraen en el tiempo para situarnos al inicio de la historia e irnos contando lo que las escenas no dicen. Los diálogos están llenos de sarcasmo y de ingenio.

Si el argumento tiene fuerza y valdría en cualquier época y para cualquier profesión, las interpretaciones son sublimes. Me extraña muchísimo que Davis o Baxter no se alzaran con el Oscar a la Mejor Actriz (ambas estaban nominadas) y que se lo arrebatara Judy Holliday por Nacida ayer, una película que no he visto pero que será mi próxima cita. 

No sabría decir quién de las dos, si Bette Davis o Anne Baxter, está mejor porque ambas relumbran y superan los primeros planos de forma sobresaliente. La primera siempre fue una actriz que interpretó sus papeles con mucha garra y temperamento. Sus gestos, expresiones, miradas,... se adueñan de la pantalla y es inevitable sentir sus saetas punzantes. No me hubiera gustado tener un cara a cara con ella para sentir en mi propia piel su ironía, sus desplantes, su descaro y esos ojos de mirada penetrante. Bette Davis nunca fue una mujer que brillara por su belleza pero tiene algo, un no sé qué, quizás carácter, fortaleza, talento,... Sea lo que fuere nunca le hizo falta ningún atributo más.

Anne Baxter creo que lo tuvo más complicado en el sentido de que tuvo que interpretar a una mujer con dos caras. Por un lado, la imagen de un pajarillo inocente, puro, casi celestial, mostrando una humildad fingida, un bondadoso espíritu. Por otro, cuando sale su verdadero yo, esa mujer ambiciosa, a la que le cuesta incluso respirar, anhelando para ella todo lo que los demás tienen. Cuando asoma esta bis en pantalla, cuando su ambición puede más que nada, el tiempo se detiene. Su mirada tiene tanta fuerza como la de Davis y en las escenas en las que ambas se enfrentan todo se transmuta en un duelo de titanes. 



Por la parte masculina poco hay que aportar. Las mujeres de este largometraje eclipsan a sus partenaires de manera absoluta y ellos quedan como simples adornos. Quizás el que destaca un poco más es George Sanders (se llevó el Oscar al mejor actor de reparto) que adopta una pose de seguridad en todo momento, la que le proporciona el saber quién es Eva Harrington y lo que busca, pero ante la gran Davis y la no menos destacable Baxter no hay mucho que hacer.

Una jovencisima Marilyn Monroe hace su aparición. Su papel (la joven actriz Claudia Caswell del brazo de la temida voz del teatro) no es muy extenso ni en duración ni en diálogo pero no deja de ser curioso ver a la rubia que posteriormente se convertiría en la sex symbol de Hollywood. Ya había hecho algún que otro papel pequeño en producciones previas pero fue durante esta época cuando su carrera como actriz comenzó a consolidarse.

¿Qué más os puedo decir? Eva al desnudo es una de esas películas que jamás envejecen, no ya porque tengan un argumento que, como he dicho antes, encajaría perfectamente en cualquier época y lugar, sino también porque el reparto es de primera línea. En esta película nada sobra, nada falta y todo está en su justa medida. Eva al desnudo es uno de esos largometrajes al que hay que acercarse de vez en cuando para no olvidar cómo debe actuar una arpía para conseguir todo lo que desea ni cómo la vida te devuelve la jugada. Una gran largometraje que se llevó el Oscar a la Mejor Película, Mejor Dirección, Mejor Guión entre otros... 

Mi puntuación es la máxima. No podría ser de otro modo para un gran clásico de la pantalla.



Trailer (imposible encontrarlo en español):




30 comentarios:

  1. Creo recordar haberla visto. Es un lujo disfrutar de las películas de Bette Davis y una pena que cada vez nos ofrezcan menos cine clásico, del bueno, y más comercial. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Comparto tu opinión Paco. Es un horror las pelis que ponen ahora. Besos.

      Eliminar
  2. Pues habrá que verla, gracias por traerla, besotes

    ResponderEliminar
  3. La ví hace muchos añosy recientemente me he hecho con el libro pero es tan antiguo que me da miedo abrirlo y que deshaga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ah! Pero hay libro??? No tenía ni idea. Más interesante aún. Besos.

      Eliminar
  4. ¿Te puedes creer que no la he visto??? estoy hay que solucionarlo ya mismo!

    ResponderEliminar
  5. Bette Davis era una diva y seguro que llenó de glamour esta gran película. También tenía su carácter, todo hay que decirlo. Pero en esta ocasión le tocaba hacer de malvada a Anne Baxter encarnando a la "frágil" Eva con su retorcido EGO... ¡qué peligro!
    Un peliculón y una gran elección, Marisa. El cine más auténtico es en blanco y negro. Bss

    ResponderEliminar
  6. Me alegro de tu propósito de traer clásicos, yo esta no la he visto (como tantas otras) pero me gusta el cine clásico. La veré :)
    Besos

    ResponderEliminar
  7. No entiendo por qué aún no la he visto! Gracias por recordarme que existe. La apunto para ya! :-)
    Besos!

    ResponderEliminar
  8. Hoy has traído un peliculón, una de mis favoritas: cómo me gusta esta peli! Y encima, con Bette Davis al frente, esa pedazo de actriz... Me están dando unas ganas locas de volver a verla, con eso te lo digo todo! 1beso!

    ResponderEliminar
  9. No la he visto, pero me encanta el cine clásico. Así que ya tengo plan para una tarde de cine... Besos

    ResponderEliminar
  10. Menudo peliculón!! Y qué grande Bette Davis, es verdad que no era muy guapa, no, pero eso la hace más grande porque en una época glamourosa del cine en el que las actrices eran buenas, pero también muy bellas, ella se hizo su sitio y para mi es una de las grandes.

    Y sobre la película ¿qué decir? como tú comentas, no envejece ... ¿o será que no cambiamos?

    Besos

    ResponderEliminar
  11. Me encanta el homenaje que le has hecho a este clásico. A mí me gusta verlas de vez en cuando, no sólo por las imágenes y las interpretaciones sino también por el sonido, es tan evocador, ¿verdad?
    Besos

    ResponderEliminar
  12. No la he visto pero es que me cuesta mucho ver películas clásicas...mucho más que los libros jeje
    Un beso!

    ResponderEliminar
  13. No la he visto, pero el cine clásico no es mi fuerte. La tendré en cuenta por si algún día me cruzo con ella.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  14. Con lo que me gustan las películas clásicas y esta no la he visto espero que no tarden mucho en echarla porque es un peliculón. Besos

    ResponderEliminar
  15. Tengo los clásicos completamente abandonados, no soy yo muy cinéfila y este tipo de películas me cuestan más
    Besos

    ResponderEliminar
  16. No me canso de verla. Con cada revisionado creo que se vuelve mejor incluso!

    Besos.

    ResponderEliminar
  17. Oh, por favor! Me encanta este título. Hoy si que me has dado en el gusto, soy aficionada al cine sobre todo al clásico y tengo una pequeña colección de tesoros que se empieza a multiplicar por los cambios de formato
    Y yo encantada
    Besos

    ResponderEliminar
  18. Un clasicazo, un post muy completo, a la altura de la peli! Un beso!

    ResponderEliminar
  19. Peliculón que traes hoy. Y con la debilidad que tengo por Bette Davis... Si me has dejado con ganas de verla de nuevo!
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  20. He oído hablar mil veces de esta película y no tenía ni idea de que era un clásico y además también desconocía argumento. A veces dejamos pasar películas y libros geniales por no indagar más. Estoy segura de que me gustaría si la viera porque me ha dejado intrigada sobre todo con el final que aunque intuyo, no puedo adivinar el cómo, no sé si me expclico. Tendré que buscarla.
    Besos

    ResponderEliminar
  21. Jo, se me ha desconectado el ordenador y no sé si te ha llegado mi comentario. Te lo vuelvo a escribir: decía que he oído hablar mil veces de esta película y no tenía ni idea de que era un clásico, la hacía más actual no sé por qué. Además tampoco conocía su argumento y me ha gustado mucho. Intuyo el final del que hablas pero me quedo intrigada con el cómo, no sé si me explico. Lo que está claro es que tendré que buscarla.
    Besos

    ResponderEliminar
  22. Pues yo, que también de vez en cuando caigo con los clásicos (creo que cada vez un poco más, será la edad :P) también me la apunto, que esta aún no la he visto. Y todos esos elementos tan pasionales y personales que la componen me llaman la atención. Como dices, pinta bastante extrapolable a hoy en día pese al paso de los años.

    Un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Rober los estrenos son geniales (algunos) pero yo disfruto mucho más con este tipo de cine que con el que se hace actualmente. Será que soy una antigua pero es así. Besos.

      Eliminar
  23. Gracias a tod@s por vuestros comentarios. Besos.

    ResponderEliminar
  24. Peliculón y clásico con mayúsculas!
    Me encanta esta peli, Bette Davis es una de mis actrices favoritas =)

    Besotes

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...