Este blog se visualiza mejor con... Chrome (V.20.0)

CSS3 Properties

miércoles, 27 de enero de 2016

EL NIÑO 44 (DRAMA - 2015).



Año: 2015.

Nacionalidad: EE.UU.

Director: Daniel Espinosa.

Reparto: Tom Hardy, Noomi Rapace, Gary Oldman, Joel Kinnaman, Paddy Considine, Jason Clarke, Vincent Cassel, Fares Fares, Josef Altin, Nikolaj Lie Kass, Sam Spruell.

Género: Drama. Thriller.

Sinopsis: En la antigua Unión Soviética, Leo Demidov) es un oficial de la seguridad del Estado (MGB) y antiguo héroe de guerra, que cuando investiga una serie de asesinatos de niños, el Estado lo releva de su cargo y lo aparta de la investigación para preservar la ilusión de una sociedad utópica libre de crimen. Demidov luchará entonces por encontrar la verdad tras estos asesinatos y la auténtica razón por la que el gobierno rehúsa reconocerlos. Por su parte, su esposa es la única que permanece a su lado, aunque quizá ella oculta también sus propios secretos. 

[Información facilitada por Filmaffinity]



************************************
 
La novela El niño 44 de Tom Rob Smith anda por casa hace algunos años. Creo que se convirtió en un habitante más al poco de salir publicada pero yo aún no la he leído, a pesar de las muchas recomendaciones. En su lugar, este pasado año he visto la película de la que me esperaba algo más. El resultado final fue tan difuso que no sabría decir si me ha gustó o no.


No hay asesinatos en el paraíso.


Con esta sentencia se inicia la película El niño 44, dirigida por Daniel Espinosa, el director chileno-sueco artífice de otros filmes como El invitado. Tanto el best-seller como el largometraje desarrollan en parte un hecho real ocurrido en Rusia entre finales de los 70 e inicios de los 90, años durante los cuales un asesino en serie sembró el país con más de cincuenta cadáveres. Si queréis saber más buscad sobre el carnicero de RostovEs pues una ficción histórica pues el argumento de ambos formatos se adelantan en el tiempo y sitúan los hechos en otro contexto histórico.


Leo Demidov (Tom Hardy) es un militar del ejército ruso, miembro de la MGB, criado por unos padres adoptivos tras quedarse huérfano en 1933 durante la hambruna impuesta por Stalin al pueblo ucraniano en la que murieron alrededor de 25.000 personas al día

Tras un breve flashbacks para conocer el pasado del protagonista, la película lo sitúa en Moscú en 1953. Leo es un respetado militar, condecorado tras su intervención en la II Guerra Mundial y está casado con Raisa (Noomi Rapace), una hermosa mujer. Entre sus ocupaciones dentro del ejército está localizar y detener a traidores al régimen como Anatoly Brodsky pero no es un hombre que ejerza su poder con violencia, muy al contrario que su compañero Vasili, cargado de ira, rabia y envidia.

Todo sigue su curso hasta que dos acontecimientos rompen la cotidianidad de Leo. Por un lado, la muerte del hijo de su amigo y compañero Alexei, una muerte aparentemente accidental aunque no totalmente clara. Por otro, la denuncia de Anatoly que señala a Raisa como otra traidora más. Leo se coloca entonces en una terrible encrucijada. Fiel a los ideales patrióticos, inicialmente no durará en creer en los argumentos que justifican la muerte del hijo de Alexei pero la aparición de otros niños muertos en idénticas circunstancias sembrarán la duda. A su vez, se verá en una terrible tesitura pues duda entre denunciar a su mujer como traidora o no. Sus decisiones lo conducirán a un rincón del mundo donde un hombre de su graduación no debería estar. Por un motivo u otro, el Estado ha decidido degradarlo pero en Leo se ha desatado la necesidad de desenmascarar la verdad y ya nada podrá pararlo.

El niño 44 cuenta con un guion que toca varios asuntos a la vez. Principalmente desarrolla la utópica idea de la carencia de criminales y asesinatos en un país de ilusión. El crimen no puede existir en la Unión Soviética porque no es más que un enfermedad del capitalismo y no tendría cabida en los tiempos de Stalin. De ahí que, el tratamiento que recibe la muerte del hijo de Alexei sea muy difuso. Por supuesto se plasma el ambiente de opresión, reclusión, asfixia y temor que vivía el pueblo. Siempre mirando a un lado y otro al cruzar la calle, sintiendo la sombra del régimen a la espalda, vigilados, esperando ser detenidos en cualquier momento. Y al mismo tiempo tiene un toque romántico que viste mucho en una película. Con estos componentes bien podría haber resultado un largometraje de diez pero, tras verla por segunda vez, se ratifican mis impresiones iniciales. En ocasiones me ha parecido que la trama no se sustenta en una base sólida. Se tocan muchos palos pero no se profundiza prácticamente en ninguno. Me explico.
Serán varios los niños que aparecen muertos siempre siguiendo el mismo patrón pero en cambio no hay ninguna investigación criminal, nunca llegamos a saber cómo mueren los niños y por qué aparecen en esos lugares, así que si esperas un thriller tradicional, aquí no lo vas a encontrar.

Por otra parte, he percibido algunas lagunas pues ciertos acontecimientos ocurren de repente y vale que están justificados pero no se desarrollan. Simplemente ocurren y punto. Esto me ha molestado mucho porque me ha dado la impresión que guionista y director  han tirado por la calle de en medio sin esforzarse lo más mínimo por dar credibilidad a los hechos.

Y por si eso fuera poco, la relación entre Leo y Raisa me ha desconcertado totalmente. Es un matrimonio extraño. Probablemente se quiera reflejar la sensación de desconfianza plena que reinaba por entonces, el no poder fiarte ni de tu sombra pero me ha resultado muy exagerado hasta el punto de verla una conexión amor-odio entre ellos que no me ha convencido.



En cuanto al reparto y las interpretaciones, tanto Hardy como Rapace están correctos, decantándome más por ella que por él. Noomi Rapace encarna a la mujer de Leo y me gusta el alma que teje para el personaje, una mujer que vive a la sombra de su marido, un militar muy reputado, con poder al que parece temer. Por regla general, siempre que vemos en una película a mujeres de altos cargos del ejército, sea de la nacionalidad que sea, son señoras encopetadas que se vanaglorian de la posición de sus esposos. Aquí no ocurre así. Aquí hay algo más y me gusta ese algo más al que da vida Rapace.

Tom Hardy ni me gusta ni me disgusta. La conexión que he tenido con su interpretación ha sido muy débil aunque sí me llegó a conquistar en el desenlace de la película. Creo que ahí es donde más convincente me parece, cuando lo peor ha pasado y él echa la vista atrás y se analiza a sí mismo y al propio régimen.


Pero esta película también cuenta con el magnífico Gary Oldman con esa frialdad azul en sus ojos que tanto calor transmite. Pero, ¿qué clase de papel es el que tiene? ¿Por qué está tan desaprovechado? Oldman interpreta al general Nesterov, otro militar apartado de la élite que ha conseguido construirse una nueva vida en un lugar al que nadie quiere ir. Junto a Hardy investigará la muerte de los niños pero tiene un papel tan poco transcendental que su capacidad interpretativa se queda en un discreto segundo plano. Da rabia que el director no haya exprimido más al actor.

Y no voy a dejar atrás a Joel Kinnaman en el papel de Vasili. Este sí que me ha gustado de verdad. Kinnaman da vida a  la maldad por la maldad, a la envidia y al rencor. Es una maldad muy diferente a la que mueve al asesino cuya actuación se origina más en un trauma del pasado. Me ha gustado mucho este actor en la piel de este personaje. El que más me ha despertado la fibra.

Como veis la película no me ha parecido tan estupenda como me esperaba. Eso sí, la ambientación es muy buena y cuenta con algunos planos realmente bonitos. Pero la mayor pega que le tengo que poner es la duración. Más de dos horas de metraje me han parecido muy, muy excesivo para la acción que desarrolla. Hubo momentos en los que desconecté totalmente de la película, a la espera de que algo me hiciera saltar del asiento pero no ocurrió nada semejante.

En fin, una película que se ve sin más, que puede llegar a cansar un poco por su excesiva duración, que tiene como temática una sociedad oprimida por el poder, una serie de asesinatos, la pérdida de los ideales,... Amor, traición, venganza, dudas y poder,... Todo mezclado pero no bien combinado ni desarrollado. De ahí que El niño 44 me haya dejado un poco a medias. Ya os digo, se ve pero no deja huella. Ya veré si me animo con el libro. Si lo habéis leído, ¿qué os ha parecido?


Trailer:




[Imágenes e ilustraciones tomadas de Google]

17 comentarios:

  1. Esta película que hoy nos traes, y por lo que nos cuentas de ella, como que no me tienta. Besos.

    ResponderEliminar
  2. A mi me decepcionó esta película, esperaba mucho más de ella.

    Besos

    ResponderEliminar
  3. No he visto la peli pero leí el libro hace años y recuerdo que cuando lo cerré pensé que el punto fuerte de la historia, más que los niños desaparecidos, era esa ambientación tan sublime de miedo, de sospecha, de conspiración que el autor mantenía en toda la trama. Me pareció genial cómo era capaz de recrear esa atmósfera histórica que rodea al protagonista. Si la peli consigue eso ya es mucho :-) Bss

    ResponderEliminar
  4. Pues menudo desaguisado. Guion farragoso, tramas a medias, lo otro que pasa porque sí y una relación que no se cree. Lo pepr sin duda es la falta de respuestas.
    La dejo estar. Y del libro no lo he leído pero a la gente le suele gustar.
    Besos
    ¿Se te ha quedado a medias un párrafo?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jejej síiiii... Es lo que pasa cuando empiezas a escribir con mil ideas en la cabeza. Pasas de una a otra, comienzo un párrafo y medio lo planteo pero lo termino más tarde porque tengo otra idea que no quiero que se me olvide y así pasa lo que pasa, que se me quedan párrafos a medio terminar jejeje.... Oye y muchas gracias por tus palabras del otro día. Que eso de que entiendo de cine es todo un halago pero con todo lo que mueve este mundillo queda mucho por aprender. Un besote gordo

      Eliminar
  5. Yo tampoco he leído el libro, por lo que no te puedo ayudar. En esta ocasión pensaba empezar por la película, aunque me has dejado ploff, supongo que la veré que la tienen en la biblio. Besos

    ResponderEliminar
  6. No he visto la película ni leído el libro pero tengo muchas ganas de hacerlo porque estoy segura de que me gustaran.
    Un beso

    ResponderEliminar
  7. Esta película no me gustó nada en absoluto. Ya había leído el libro, pero creo que ha sido una malísima versión.
    Besos

    ResponderEliminar
  8. Pues me pasa como a ti con el libro. Lo tengo en casa desde tiempo de maricastañas y mira oye, igual me animo con él, jaja La peli por lo que cuentas la dejaré estar. Siempre estará mejor el libro.

    Bs.

    ResponderEliminar
  9. No he leído la novela, ni he visto el libro. Pero podría encajarme porque el argumento es de los míos ;)
    Besos

    ResponderEliminar
  10. No descarto leerla, podría gustarme.
    Un beso :)

    ResponderEliminar
  11. Recuerdo haber visto muchas reseñas del libro, pero, y a pesar de que la temática me gusta, nunca me animé a leerlo (y hasta lo tenían de saldo en muchas librerías). Pero la peli sí que quiero verla, Marisa, a ver qué tal ...

    bsos!

    ResponderEliminar
  12. La película no la he visto, pero la novela me encantó.
    Besos.

    ResponderEliminar
  13. Hola bonita :)
    No conocía la película y ciertamente ha llamado mi atención, sin duda un fin de semana de estos le daré una oportunidad, gracias por la reseña ^^
    Besoss

    ResponderEliminar
  14. Bueno veo que con el poco tiempo que tengo tampoco es que resulte esta imprescindible.

    ResponderEliminar
  15. Tampoco me gustó la película, y mira, me has venido de miedo, porque pensé que era porque al tener leído hace tiempo el libro, había desvirtuado el recuerdo
    Besos

    ResponderEliminar
  16. Es una temática que me encanta, pero me gustaría leer antes el libro =)

    Besotes

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...