Este blog se visualiza mejor con... Chrome (V.20.0)

CSS3 Properties

viernes, 5 de febrero de 2016

DIARIO DE UNA SECUESTRADA de Ana Cepeda.

 

Editorial: Queimada.
Fecha publicación: mayo, 2015.
Nº Páginas: 160
Precio: 5,00 €
Género: Novela.
Edición: Digital.
ISBN: 978-84-85735-76-1


Autora


Ana Cepeda Étkina nació en Madrid, un 28 de febrero de 1.969 tras un intenso movimiento sísmico. 

Criada en un ambiente musical, estudió Piano, Solfeo y Canto Coral en el Conservatorio de Madrid. Hija del “niño de la guerra” Pedro Cepeda, al cual perdió con 15 años, y la violinista Svietlana Étkina, decidió abandonar el piano a los 17 años para centrarse en sus estudios. Posteriormente, fue a vivir a la ciudad de Nueva York, donde estuvo trabajando y cursando inglés. Al volver a Madrid se diplomó en Publicidad, estudios que compaginaba trabajando como secretaria bilingüe en diferentes empresas, si bien su vocación frustrada fue el Periodismo.

Casada con un agente de viajes del que se divorció en 2004, conoció países como Tailandia, Indonesia, Maldivas, Francia, Inglaterra, Grecia, Austria o incluso Nueva Zelanda. En la actualidad vive con su hijo Pedro, en la sierra madrileña.

Aficionada a largos paseos serranos, a la natación y a la música, se define adicta a la escritura publicando habitualmente relatos en publicaciones online.

Desde el año 2001 gestiona y organiza la biblioteca de un prestigioso colegio internacional situado a las afueras de Madrid.

Sinopsis

Diario de una secuestrada es una novela en la que se narra cómo, Eva Del Álamo, una mujer con una vida aparentemente normal, se despierta en una cabaña, maniatada al cabecero de una cama y desconociendo la causa del porqué se la retiene. Durante el transcurso del relato, la protagonista va descubriendo el objetivo de sus captores y averiguando diferentes características de cada uno de ellos, junto con otros secretos que lector ha de descubrir. En esta historia se mezcla la intriga, el suspense y unas gotas de erotismo.
[Biografía y sinopsis tomadas directamente del ejemplar]




************************************

No acostumbro a leer en digital. Esto lo habré dicho cientos de veces. Por eso cuando Ana Cepeda contactó conmigo vía Twitter y me ofreció su libro en formato electrónico, mi primera reacción fue decirle que no. No obstante, se ofreció a imprimirlo para mí y enviármelo por correo postal. Dado que ya había leído alguna que otra reseña de su novela y la ponían muy bien, acepté su ofrecimiento. El libro en papel llegó en diciembre y hace unos días me animé con la lectura.


Eva es una joven de treinta y pocos años, casada con Javier, con quien no pasa un buen momento. Un día, al salir del trabajo y disponerse a coger su coche de un parking, un individuo la asalta. Lo siguiente que recuerda es despertarse en una cama atada al cabecero de la cama. 

Así comienza la historia de su secuestro, una historia que narra diez años después de haber sucedido en un intento de sacar a la luz unos hechos sobre los que se ha extendido una gruesa capa de maquillaje. Durante los días que estuvo cautiva, convivió con sus tres captores -Emilio, Max y Lola-, sin saber qué querían de ella pues no pertenecía a ninguna familia adinerada ni ostentaba un cargo de poder. El transcurso de los días y el devenir de los acontecimientos sacará a flote el verdadero motivo del secuestro, sin sentido a todas luces, dejando al aire una trama conspiratoria que intenta impedir una importante maniobra empresarial. A juzgar por el sector industrial implicado, sin duda bien podría estar basada en hechos reales.

El argumento de Diario de un secuestro me ha parecido ciertamente entretenido, una de esas lecturas sin muchas pretensiones, idónea para cambiar de aires, que consiguen que pases unas horas envuelta en una historia llena de suspense y misterio,  aunque reconozco que tiene algunos puntos flojos. Pero centrémonos primero en todo lo positivo.

Por un lado me ha gustado el retrato que se hace de los personajes. Considero que todos ellos están debidamente perfilados y tienen un rol, estereotipados en algunos casos, pero muy definido. Por la descripción y la forma de hablar, retratada en los diálogos, nos imaginaremos a una Lola muy poco femenina, una mujer basta y ruda con una historial turbio que pretende dejar atrás. Lola es humana en el fondo y a pesar de ser la encargada de mantener a raya a Eva durante su cautiverio, sus debilidades terminan por asomar.

Max representa al típico individuo musculado y con poco cerebro, un tipo que se deja llevar por sus impulsos, actuando siempre antes de pensar. También estará perfectamente dibujado, y no solo en cuanto al físico se refiere, sino a su forma de hablar, muy acorde con su nacionalidad y bastante útil a la hora de imaginarnos al personaje.

En cuanto a Emilio, es el contrapunto a los otros dos. Un hombre educado, refinado y elegante que nos deparará más de una sorpresa. Emilio parece ser el cerebro de la operación pero su comportamiento se aleja bastante de lo que esperaríamos de un secuestrador, un aspecto este que me ha resultado original.

Y por supuesto no podemos olvidar a la principal protagonista. Eva es una mujer joven, trabajadora, con una vida tranquila, aunque con los típicos problemas y preocupaciones de estos tiempos, que de la noche a la mañana se ve privada de libertad y rodeada de maleantes. Ella puede perfectamente representar a cualquier mujer de su edad y de su estatus. Es la encargada de narrar la historia en forma de diario, por lo que lo hará en primera persona, lo que implica que toda la historia la veremos a través de sus ojos, conociendo de primera mano sus dudas e incertidumbres, sus miedos y sus anhelos. No  hay artificiosidad en sus emociones, aunque no siempre entenderé sus reacciones.


Al margen de los personajes, otro aspecto a destacar sería el estilo de la autora. Me ha parecido que Ana se expresa realmente bien, sin que con ello haya tenido que hacer uso de ambages ni alharacas. Es sencilla pero clara y directa y así ha conseguido que la lectura de su libro generalmente fluya en nuestras manos a buena velocidad, dejándonos una agradable sensación. Además, hay pasajes en los que la tensión narrativa es muy punzante consiguiendo que la historia nos engulla. Para ser sincera, en principio pensé que me toparía con un texto sin sustancia pero he de reconocer que es una narración rabiosa y está bien urdida, con algún que otro acontecimiento que esperaba fuera previsible y no ha sido así.



Por otro lado, los espacios  están muy bien descritos. Me he podido imaginar perfectamente la habitación en la que Eva está retenida, los alrededores de la casa, así como todos los escenarios por los que pasa.

Y ahora viene lo que menos me ha gustado. Eva está pasando por una situación traumática. En un secuestro, donde no sabes por dónde van a salir los tiros, te mantienes alerta en todo momento y a la menor ocasión pones tierra de por medio. Pero, y sin desvelar mucho de la trama, Eva pasará de una situación tensa a otra mucho más relajada, tan relajada que demora excesivamente el siguiente paso lógico que debería de dar cuando este, por regla general, ha de ser imperativo.  

De igual modo, una vez que relativamente lo peor ha pasado, Eva se mueve con una tranquilidad prácticamente parsimoniosa y esto no me ha parecido creíble. No puedo deciros más porque desvelaría el pastel pero un secuestro es lo suficientemente traumático como para dejar ciertas secuelas que en Eva no veo por ningún lado.

Y no desvelo nada nuevo si os digo que la novela cuenta con su dosis de erotismo porque así se menciona en la sinopsis. Aquí he de decir que el cambio de un género a otro me ha descolocado. Es verdad que las escenas más sensuales están muy bien trabajadas y resultan agradables de leer pero yo no soy mucho de novela erótica y por eso, hubiera preferido que no llegara al erotismo y se quedara en simples escenas románticas. Pero claro, esto ya es cuestión de gustos. En cualquier caso, si te gusta el género vas a disfrutar con el cambio de registro.

Y el último apunte negativo que tengo que hacer. A la novela,  al menos la que yo tengo, le hace falta una buena revisión. No hay faltas de ortografía, no que yo haya detectado, pero se ve que ha habido muchas prisas a la hora de redactar, omitiendo alguna que otra palabra, ya sea un pronombre, un artículo, una preposición o una conjunción. No es que resulte molesto pero sí me da rabia que un argumento aceptable se vea manchado por una falta de pulcritud.

Estructuralmente, Diario de una secuestrada se vertebra en veintidós capítulos más un epílogo.  Algunos de ellos son de muy breve extensión y pueden corresponden a diferentes zonas horarias de un mismo día. El secuestro de Eva dura unos dieciséis días y a mi juicio, hubiera sido más lógico dedicar un capítulo por cada uno de los días de cautiverio pero la autora se decanta por seccionar los días en zonas horarias, es decir, nos narrará lo que ocurre durante la madrugada, la mañana, la tarde o la noche de algún mismo día concreto. Creo que con ello solo consigue que algunos capítulos sean demasiado cortos, en los que no siempre ocurre gran cosa. Sinceramente considero que hubiera sido más correcto aglutinar los acontecimientos de un mismo día bajo el mismo capítulo.
 
Pero, en definitiva, y a pesar de las pegas que le he puesto, Diario de una secuestrada me ha parecido una lectura bastante agradable y bien urdida. Es una novela de puro entretenimiento, con suspense e intriga, mucho más álgida en los capítulos finales donde los acontecimientos se disparan, con su toque erótico y lo suficientemente interesante como para alzarse como lectura de evasión.  Muy recomendable si buscas una historia liviana y que te permita olvidar tu rutina.

Os dejo el booktrailer:






[Ilustraciones e imágenes tomadas de Google]

Retos:


- Autores de la A a la Z.
- 25 españoles.
- 100 libros

Puedes adquirirlo aquí:



21 comentarios:

  1. Yo la dejo pasar, Marisa. Tengo demasiado pendiente así que ahora solo tiro a por lo que parece entusiasmar.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Esta vez no me atrae lo suficiente. Estoy cargada de libros y necesito algo más que entretenimiento.

    Besos

    ResponderEliminar
  3. No me importaría leerlo. Un besote

    ResponderEliminar
  4. La dejo pasar, no me llama lo suficiente como para animarme
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Uy, la verdad es que este no me atrae.
    Un beso :)

    ResponderEliminar
  6. La verdad es que el tema suena interesante y aunque la veo entretenida tampoco me dice mucho
    Un beso!

    ResponderEliminar
  7. En esta ocasión... no la añado a mi whislist. Un beso!!

    ResponderEliminar
  8. No pinta mal, pero lo dejo pasar, con tanto pendiente me tengo que volver mucho más selectiva, o pronto podré empapelar mi cuarto con la lista jejeje

    ResponderEliminar
  9. Una reseña muy constructiva. No me atrae la historia en sí, los secuestros me agobian y me han podido los peros, algunos muy importantes. Para lecturas de entretiempo ya tengo bastantes en la lista.
    Besos

    ResponderEliminar
  10. Sin duda alguna, la leería. Tomo buena nota de ella. Besos.

    ResponderEliminar
  11. No termina de llamarme la atención esta vez así que lo dejo pasar.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  12. Puede ser una lectura interesante, pero si está en digital, por el momento no me animo. Un beso.

    ResponderEliminar
  13. A mi me llama mucho la atención y pinta tan cinematografica que parece una buena lectura por lo que cuentas.

    ResponderEliminar
  14. Hola! Lo tendré en cuenta para futuras lecturas, ya que tengo la sensación de que me gustará.
    Besos!

    ResponderEliminar
  15. No tiene mala pinta aunque esa parte erótica seguro que tampoco me convencía
    Besos

    ResponderEliminar
  16. Este no me lo llevo, que no termina de llamarme
    Besos

    ResponderEliminar
  17. Me gusta, me gustan este tipo de lecturas =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  18. El título y el argumento me atraen pero la parte erótica no la entiendo.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...